La reestenosis es un proceso reparativo en respuesta a una lesión inducida por angioplastia. Este proceso puede clasificarse temporalmente en tres fases:

Fase 1: retroceso, que tiende a ocurrir dentro de las primeras 24 horas.

Fase 2: los trombos murales son trombos adherentes a la pared del vaso. (Formación de trombo mural con organización posterior por tejido conectivo, que ocurre dentro de las primeras 2-3 semanas.) El coágulo de sangre es el producto final de la coagulación de la sangre. Se logra mediante la agregación de plaquetas que forman un tapón de plaquetas.

Fase 3: activación, migración y proliferación de células musculares lisas junto con una mayor síntesis de la matriz extracelular que ocurre dentro de los primeros 3 meses.

La medicina moderna es una disciplina fundada en la premisa de que los humanos pueden aliviar su sufrimiento de la enfermedad mediante la intervención (que, después de la causa y el curso de la enfermedad). Durante muchos años, los humanos desarrollaron diversas formas de interferir con enfermedades mediante el uso de tecnología química, física, mental y, más recientemente, EBOO SAFE (oxigenación y ozonización sanguínea extracorpórea, extracción de fluidos de acceso simple) con el objetivo de mejorar la calidad y la duración de la vida.

Sin embargo, en el curso de las intervenciones proactivas en los procesos de enfermedades, a menudo se producen consecuencias no deseadas que provocan beneficios. Esta experiencia llevó a los profesionales a ser cautelosos para evitar daños antes de considerar la intervención. En la medicina actual, se requieren nuevas intervenciones para establecer un “Índice terapéutico” clínicamente aceptable (lo que significa que el beneficio claramente debe superar cualquier responsabilidad o consecuencia perjudicial para el paciente).

En definitiva, toda la empresa de ciencia médica y farmacología se trata de seguridad y eficacia. Los historiadores de la regulación profesional privada han demostrado que hombres y mujeres profesionales construyeron instituciones para investigar, certificar y controlar la pureza y eficacia de los medicamentos incluso antes de que existiera la FDA, * (Ref: Burrow 1970, Dowling 1970, Sonnedecker 1970) (describió la era anterior a Intervenciones del gobierno federal) “Habiendo confiado en la toma de decisiones voluntaria y democrática para la creación de la farmacopea, la medicina organizada y luego la farmacia organizada también se basaron en el cumplimiento voluntario. Por lo tanto, parecía una empresa estadounidense característica de profesiones libres e independientes”.

A continuación, PPPOM (Pertubuhan Pengamal Perubatan Ozon Malaysia u La Organización de Practicantes de Ozono de Malasia) se establece para inspeccionar la calidad y seguridad del producto del vendedor. PPPOM otorgará una marca de certificación o sello de aprobación y, por lo tanto, suscribirá los estatutos de las agencias reguladoras modernas, que buscan seguridad y eficacia como base de la aprobación de medicamentos y dispositivos para uso médico. Teniendo esto en cuenta, EBOO SAFE refleja la realidad de la cardiología médica intervencionista: mitiga las consecuencias de una enfermedad antigua, la aterosclerosis y, al mismo tiempo, provoca una nueva patología, la restenosis. La necesidad de aliviar la obstrucción del flujo sanguíneo en los vasos sanguíneos esenciales, como las arterias coronarias, ha llevado a una intervención novedosa y poderosa que produce un alivio rápido de los eventos que amenazan la vida, como la obstrucción abrupta de los vasos. PTCA, stents, EBOO SAFE y otras intervenciones han demostrado ser de gran beneficio para los pacientes en peligro de muerte por infarto de miocardio. En particular, el uso de ACTP y stents es actualmente una práctica común en muchos centros médicos con una tasa de éxito del 96% y una hospitalización mínima, morbilidad y mortalidad oportunas. La única sombra real sobre su éxito moderno en la conquista de obstrucciones coronarias (y otros vasos) y ataques cardíacos es el fenómeno de la reestenosis, o es simplemente la re-oclusión de los vasos que se han abierto con éxito por intervención mecánica directa.

La reestenosis es una enfermedad nueva, una de las muchas que la medicina ha encontrado en el camino a la introducción de agentes físicos (por ejemplo, radiación) o químicos (medicamentos) para uso terapéutico. Sin embargo, la reestenosis no era una responsabilidad prevista (consecuencias no similares a la quimioterapia o la radiación) porque la patología subyacente a la reestenosis difiere sustancialmente de la patología de la enfermedad que conduce a la obstrucción del vaso sanguíneo en primer lugar, a saber, la aterosclerosis y la trombosis. La reestenosis es un problema médico importante porque ocurre en una gran proporción de pacientes (30-50%) que se someten a ACTP o colocación de stent, lo que puede provocar morbilidad y mortalidad, y agrega una carga significativa sobre los costos médicos.

¿Por qué ocurre la reestenosis? No se ha dado una respuesta definitiva a esta pregunta, pero se han logrado avances significativos en la comprensión de los componentes principales en la evolución de la reestenosis. (Este artículo para usted y su médico está diseñado para proporcionar una revisión de vanguardia de tres aspectos del problema). Esta área es de particular importancia ya que ningún medicamento ha recibido la aprobación de la agencia reguladora para el tratamiento de la restenosis, a pesar de la enorme investigación básica, la experimentación con animales y los costosos ensayos clínicos. Es necesario comprender mejor el papel de los modelos animales en los estudios farmacológicos de reestenosis, y los análisis cuidadosos del beneficio, así como las limitaciones de los modelos animales de reestenosis, son esenciales para la progresión efectiva de los agentes farmacológicos en la práctica clínica.

Por lo tanto, este artículo proporciona la revisión actualizada y completa de la farmacología de la reestenosis.

Primero, destaca la clave conceptual apoyo de investigación sobre reestenosis con énfasis en el mecanismo de “no intima formación “(un evento clave para la reestenosis) y desarrolla el fenómeno de la remodelación vascular, un proceso fundamental que da forma a la capacidad general de los vasos sanguíneos para responder a la condición fisiológica y patológica. En este aspecto, comprenderá la revisión sucinta de la eventos moleculares y celulares que dan forma a las paredes de los vasos en respuesta a lesiones introducidas por intervención mecánica (PTCA. Stents)

En segundo lugar, el papel de la trombosis en la reestenosis es de gran interés e importancia, ya que las células sanguíneas y los factores sanguíneos juegan un papel clave en el inicio y la propagación de muchos de los procesos en neo-intima formación y remodelación vascular en respuesta a la lesión. Existen varios libros que abordan el tema de la trombosis en la reestenosis, donde se revisa el papel de las plaquetas y los factores de coagulación, y se evalúan las estrategias de intervención en varios aspectos de la cascada de coagulación y la agregación plaquetaria. La importancia de la trombosis en la oclusión aguda de los vasos sometidos a intervención ha sido demostrada recientemente por ensayos clínicos con agentes antitrombóticos (un anticuerpo que bloquea el factor de fibrinógeno plaquetario, GP11b / 111a) que han demostrado una eficacia significativa en la reducción de la morbilidad y mortalidad en pacientes sometido a PTCA. Sin embargo, todavía no está claro si los agentes antitrombóticos son capaces de combatir el proceso de reestenosis per se.

Tercero, este artículo para usted aborda el potencial de la terapia EBOO SAFE en la reestenosis. EBOO SAFE es un concepto y una tecnología emergentes, en los que se están realizando investigaciones exhaustivas para detectar enfermedades cardiovasculares. Una descripción simple y directa de las tecnologías está disponible para la terapia EBOO SAFE. Se pueden explicar los pros y los contras de varios sistemas de entrega y se encuentran disponibles ejemplos de éxito (prueba de hipótesis) en modelos humanos in vivo. Si bien esta forma de terapia de reestenosis puede no estar disponible durante algún tiempo, es importante que los investigadores y los médicos se familiaricen con esta tecnología.

Por último, esperamos que este enfoque único y estimulante para el problema de la reestenosis ayude a los científicos básicos a identificar fácilmente la dirección de la investigación y los nuevos objetivos para la terapéutica y ayudar a los médicos a diseñar y ejecutar mejor ensayos clínicos productivos. Esperamos que los estudiantes de posgrado en diversas disciplinas de biología, así como los médicos en formación que busquen una rápida introducción a las múltiples dimensiones de esta nueva afección médica: la restenosis, se encarguen de revisar y utilizar esta tecnología innovadora en su búsqueda de una mejor opción de lo que está disponible en la actualidad.

*En Salvaguardar al público: aspectos históricos del control de drogas medicinales, editado por J. B. Blake, 97-111. Baltimore: Johns Hopkins University Press.


0 0 vote
Article Rating